Rally

Salón del Automóvil de Ginebra

Hace 6 años

News image

Aunque en México es más fácil encontrarse con un Pacer que con un Supercar, éstos son habituales en las calles de la pintoresca y sangornsona ciudad suiza de Ginebra. Así que tiene sentido que el salón anual de automóviles de esta ciudad sea el lugar donde los fabricantes de autos supercar del mundo exhiban sus últimas creaciones.

La edición 2017 del espectáculo no fue diferente. Desfilaron nuevos modelos de las marcas Ferrari, Lamborghini y Porsche junto a pequeñas marcas de supercars de boutique, como Koeingsegg, Fittipaldi, Scuderia Cameron Glickhaus, por nombrar algunos.


Los no millonarios también pueden maravillarse con los modelos en el show de Ginebra, en especial con los que fueron revelados al público por primera vez. Especialmente para los australianos, esta feria marcó la primera aparición en el motor de la Opel Insignia, el coche que llevará la insignia Holden Commodore a esa tierra.

Pero los supercars son las estrellas, así que aquí les decimos más del que acaparóp la mayor cantidad de reflectores.


Ferrari 812 Superfast

El nuevo Ferrari 812 se presentó durante la jornada exclusiva para la prensa en el 87º Salón Internacional del Automóvil de Ginebra. Es una evolución de la marca conocida también por el F12 Berlinetta coupé y el F12tdf. Combina el clásico diseño del motor V12 montado en la parte delantera de Ferrari con tecnología de vanguardia que debería convertirlo en uno de los coches más destacados de las carreteras.

El auto tiene un motor V12 de 6,5 litros que produce 588kW de potencia a 8500 rpm, así como 718Nm de par. Eso es más del doble de la potencia del último Porsche 911, 43kW más que la salida F12 Berlinetta y 44kW más que la nueva Lamborghini Aventador S.

El Superfast ofrece una versión actualizada del sistema "Virtual Short Wheelbase" de cuatro ruedas dirigido originalmente en el F12tdf, junto con una nueva versión del conjunto lateral de sistemas de tracción y estabilidad de Ferrari Side Slip Control.


Junto con un nuevo sistema electrónico de dirección asistida, Ferrari dice que el resultado es un coche que es "más fácil de manejar e incluso más emocionante para explotar", lo cual suena prometedor.

Dentro hay algunos cambios en la cabina incluyendo un nuevo volante, los grupos de instrumentos y los controles del conductor. Ferrari dice que ha actualizado el sistema de información y entretenimiento del coche, además de haber reestructurado el salpicadero para tener un aspecto más sofisticado.

Variedad
En Ginebra se habló mucho de automóviles autónomos, vehículos eléctricos y sobre el futuro (si no es que de la falta de uno). También fue notoria la toma de control de Peugeot de las marcas de GM en Europa, con lo cual uno de los mayores fabricantes de automóviles del mundo abandona el mercado de automóviles más grande. Dicen que en Europa Peugeot no puede hacer un peor trabajo que el que GM hizo.


El caso es que Ginebra es todo acerca de la velocidad, estilo, brío de conducción, rugidos de autos de muchos cilindros y energía. Es la mejor pasarela del mundo para los coches.

De igual manera destacó el nuevo V12 Ferrari Berlinetta y una nueva versión del mejor Porsche 911. También hubo un impresionante McLaren, un Lamborghini Huracan aún más rápido, un Dropani Pagani, y nuevos AMG Merc GTs de varios estilos y poder.


Lejos de los titanes de 200mph-plus había alguno que otro coche deportivo "asequible", como la nueva Alpine A110, resurrección de un gran nombre de coche deportivo, con un estilo que hereda el estilo de los años 60 pero que no parece anticuado.

Con un perfil menos elevado, pero posiblemente más significativo a nivel mundial, se exhibió el pequeño deportivo de de motor medio, Tamo, en el stand de la automotriz india Tata. Ofrece un aspecto y una sensación similar a la de un Alfa 4C de precio reducido.


Como en cualquier otra demostración de motor, había decenas de SUVs nuevos. Los dos puntos fuertes eran el Range Rover Velar y el Volvo XC60, ambos elegantes y con interiores de clase.